En el archivo parroquial de El Provencio podemos encontrar un libro de la Cofradía del Santísimo Sacramento que se compró en el año 1717, siendo mayordomo el licenciado Juan García Carrasco, presbítero, y Bartolomé de Grimaldos Haro, vecino de esta villa. Por todo ello, consideramos que dicha cofradía data del año mencionado.

No existe más documentación que esta ya que, según consta en el libro de actas con fecha 9 de junio de 1939, día en que se reúnen la mayoría de los antiguos hermanos para reorganizar la cofradía, toda la documentación existente fue destruida durante la guerra civil, así como los fondos de los que la cofradía disponía.

La cofradía la componían 33 hermanos más el mandadero, que era la persona encargada de llevar el estandarte a los entierros de los cofrades fallecidos y en las procesiones. El mandadero siempre era el último de la lista. No podía ingresar nadie más a no ser que falleciese alguno de ellos o se diesen de baja por diversos motivos, entre otros, por no cumplir con las obligaciones de cofrade. Tenían preferencia para entrar los hijos de los fallecidos. Si el cofrade fallecido no dejaba sucesor, el puesto se declaraba libre y podría solicitarlo cualquier ciudadano, hijo del pueblo, que tuviera buenos antecedentes.

Cuando un miembro de la cofradía fallecía, era obligatorio que los demás miembros de la misma acudiesen al entierro portando velas. El que faltaba por primera vez era sancionado con una multa. Si se faltaba por segunda vez, automáticamente era expulsado de la cofradía.

Hemos de señalar que los cofrades eran hombres, pues no se admitían mujeres en la cofradía. A partir de noviembre de 1955, se admiten en la cofradía a nuevos hermanos, con la condición de que deben vestir la túnica de San Juan. Tenían los mismos derechos, pero no tenían ni voz ni voto en las juntas generales.

El día 4 de junio de 1961, la junta general acordó que todos los que visten la túnica de San Juan deben vestir la túnica morada.

En el año 1981, y previa consulta con el entonces párroco de la localidad, D. Félix Lorca Urango, para que diese su conformidad, quedaron admitidas como cofrades 19 «señoras y señoritas» (así consta en acta) a las cuales se les encarga que cuiden el paso de la imagen de San Juan. No podían vestir la túnica morada. En dos ocasiones, el tema de vestir las mujeres la túnica morada fue llevado a asamblea general, pero en ambas fue rechazada la propuesta, hecho que cambió finalmente en el año 1999.

Actualmente, esta cofradía dispone de ocho imágenes procesionales: Jesús de Nazareno, la Virgen Dolorosa, San Juan, la Verónica, el Cristo Yacente, Cristo Resucitado, Jesús de Medinaceli y la Cruz desnuda; las dos últimas salen en procesión a hombros de los niños. También disponen de dos palios (uno que se saca el Día del Corpus y otro en la procesión del Santo Entierro), dos estandartes (uno de Semana Santa y otro para la festividad del Corpus Christi y Domingo de la Octava) y de la Custodia.

Enlace al blog oficial de la Cofradía del Santísimo Sacramento de El Provencio:

http://cofradiasantisimoelprovencio.blogspot.com.es/